lunes, 24 de septiembre de 2012

Crónica de Micro Abierto Libertad 8 (63). 18/09/12



La edición nº 63 de MAL8 (Micro Abierto Libertad 8) ha sido la última del verano del 2012. Ya se nota en las personas una creciente actividad, la ilusión de empezar un nuevo curso de conciertos, recitales, presentaciones de libros… Libertad 8 es un lugar mágico donde entramos para disfrutar de lo que más nos gusta, de lo que nos une: la expresión artística en todos sus formatos. Por lo general somos cantautores los que participamos en este micro abierto, aunque siempre aparezcan poetas, cuentacuentos, bailarines, magos (bueno, magos nunca hemos tenido, seguro que esta temporada nos sorprende alguno), etcétera. En esta edición despedíamos el verano casi sin darnos cuenta, mirando de soslayo cómo se aleja y nos deja disfrutar de las delicias del invierno, entre ellas la gran cantidad de conciertos, canciones y experiencias que las salas de todo el mundo desarrollan en esta larga estación donde hace tanta falta el calor de la chispa de un verso y su melodía.

Comencé yo mismo, Andrés Sudón, la sesión de esta tarde cantando una canción titulada Alma naranja. Esta canción pertenece a una serie, Alma gris, Alma azul y Alma naranja. En ella hago una apología del hedonismo puro y duro. Qué bonito recordar que tienes por ahí una canción bonita y poder cantarla para gente que escucha.


El segundo de este MAL8 (63) fue el uruguayo Pablo Sciuto, que nos cantó su canción Planeta casa, en la que describe el micro mundo de su casa con armonías oscuras y versos oníricos. Muy bonito.


El tercero de la tarde fue Dani Cabrera, un cantautor que a veces nos deja escuchar su trabajo mientras lo interpreta. Quiero decir que este martes le he prestado atención para ver qué dice, y parece interesante y bonito lo que cuenta, aunque yo le agradecería que me ayudara un poco a disfrutar de su música siendo más expresivo y cómplice, sonriendo un poquito cuando sea menester y sintiendo en general lo que escribe y canta.


La siguiente fue la poeta Chica Metáfora, que comenzó con Poesía onanista y después nos leyó uno publicado en un libro, Lo que suda la almohada.


Enrique Cardoza fue el siguiente en subir al escenario. Cada vez saca más su poderosa voz a relucir. Y ya que tiene poder en la voz, lo usa para hacer cosas buenas. Dedicó una canción a todos los que sufren o han sufrido una catástrofe natural, titulada Haití, sálvese quien pueda.


A continuación llegó el turno de Cristian Navarra, un cantautor que nos está seduciendo a todos con su música y su persona. Salió acompañado por el violín de Manu Clavijo y la guitarra de Pablo Sciuto, dos pedazo de músicos. Los tres hicieron una canción tan profesionalmente que parecía un disco sonando. Gran nivel en el MAL8 (63).


Nivel que dan tanto los cantautores como los poetas que nutren este espectáculo sin igual. El siguiente fue el poeta El cable Azul, que no contó cómo ha “perdido el tiempo” explicándose con gran claridad y mirándonos a los ojos. Un gusto tenerle cerca.


Vino desde Cádiz el siguiente participante, Fernando Lobo, cantautor y novelista, que nos sorprendió con dos temazos hechos con gracia y talento. El primero con un epígrafe de Félix Grande: “que el recuerdo del hombre y la mujer caigan sobre el recuerdo de la muerte”. El segundo tema es un blues titulado Torre, que, por cierto, sale en un documenta.


Los siguientes participantes fueron los hermanos José Luis y Aurora Bernal. Nos cantaron Historias para no dormir, canción que se desarrolla en las calles de Madrid con un pop divertido cantado con coros al unísono.


En esta edición hubo bastantes poetas, todos excelentes. El siguiente fue el poeta Óscar Rodríguez, un artista comprometido con su desarrollo interior, su literatura es un rastro de su crecimiento personal. Nos leyó dos de sus últimos poemas. El primero titulado Cabeza de ajo, un poema basado en una ilustración de Jimena Otero. El segundo se titula En marcha, donde Óscar desarrolla su particular estilo sobrio pero profundo, cínico pero optimista, afectado pero desenfadado.


Manu Clavijo salió al escenario citando a Fito Páez: “es una cuestión de actitud”. Y así es. Y él tiene tal actitud. Nos trajo una nueva canción en la que cuenta la historia de una ruptura  y su correspondiente reacción para afrontarla, Decidí sentirme bien, a pesar de que “parecía que los pájaros cantaban mal / y que el sol causaba espanto”.


El primer nuevo participante de la noche fue Fran Rojas, que nos cantó dos de sus canciones con gran alegría y cercanía. La primera fue una canción compuesta para su niño de cinco años. La segunda es una canción de amor que presentó diciendo que hay dos caminos ante una crisis de pareja: a) el fácil, que consiste en dejarlo todo, y b) el difícil, intentar arreglarlo. La canción se titula Ganas de amar. No puedo evitar expresar mi opinión basada en mi propia experiencia: yo creo que lo fácil es intentar arreglarlo, seguir la inercia, y que lo difícil es dejarlo todo y ser feliz solo de nuevo. Cada cual tiene su opinión sobre las cosas de la vida, qué bueno que podamos compartirla.


El siguiente fue el poeta Eusebio Priego. Esta vez nos trajo tres micro poemas, otro más mediano y otro más también mediano.


Marta Plumilla nos confesó en su canción, Odio los supermercados, que no le gusta hacer la compra, y menos si es ella uno de los productos de las estanterías. Una sórdida canción desarrollada con gracia y cinismo. ¿Cuándo toca Marta Plumilla? A ver si pronto anuncia un concierto, que ya hay ganas.

El siguiente fue otro nuevo participante, Anael, que tiene nombre y aspecto de ángel. Sentado al piano nos cantó dos canciones, Despertó, en la que cuenta cómo no le apetecía demasiado ser como hay que ser, y En su mar, canción que le emocionó y le hizo bajar del escenario con lágrimas en los ojos.


Los siguientes participantes fueron el grupo Surrima, una propuesta diferente en el ámbito de la canción. Hacen humor inteligente con una puesta en escena sorprendente. Nos cantaron la canción El mundo, cuyo estribillo dice “El mundo está en guerra, / pero yo estoy de fiesta”. Magníficos. Tocan este lunes 24 de Septiembre en el Dog&roll a las 22 h. por sólo tres pavetes de na. Yo voy fijo.


La Maremoto salió esta vez sola a escena y llenó la sala y a todos nosotros con su versátil voz. Cantó una canción dedicada a una persona a la que echa de menos desde hace trece años. Emocionante intervención.


El siguiente en actuar fue Diego Mattarucco, que vino acompañado por el cantautor Enrique Cardoza y la poeta y performer Olivia Tomé. Nos interpretaron Oscuriclaros, uno de sus poemas aliterados que envuelven en una bruma semántica que hipnotiza.


La penúltima participante fue la impresionante Olaia Pazos, que nos hizo a capela un poema musicado de Jesús Bonilla, desplegando su poderoso arsenal escénico.


Y, para terminar, tuvimos a los que después tocaron en el escenario de Libertad 8, Los Tres en ralla, que, por cierto, hicieron un conciertazo incluyendo canciones nuevas y nuevos arreglos a los antiguos. En serio, fue un pedazo de concierto impresionante.


Con ellos terminó esta edición nº 63 de MAL8, ya en la puerta del otoño que comienza agradablemente. Nos vemos este martes en la edición nº 64. Gracias a Plumilla por sus fotos y a todos por estar ahí y hacer esto posible y maravilloso.

Andrés Sudón

viernes, 14 de septiembre de 2012

Crónica de Micro Abierto Libertad 8 (62). 11/09/12



Últimamente funcionamos como un reloj, llevamos varias semanas siendo veinte los participantes en MAL8 (Micro Abierto Libertad 8). Pero el nuestro es un reloj sin rutina, cada martes es una aventura diferente asistir a estas reuniones de artistas, casi todos cantautores, que en cinco minutos nos llevan de paseo a sus mundos. En esta edición, la nº 62, sucedieron, como siempre, cosas maravillosas que paso a contar a continuación.

De nuevo fui yo el primero en actuar mientras todavía entraban las personas a ocupar sus asientos. Canté Escúpeme tus pétalos, canción que compuse para explicar mi compromiso con la aventura de la realidad poética y de la verdad animal, es decir, mi compromiso con el no-compromiso. Ser el primero en actuar en MAL8 es como empezar un lienzo en blanco en el que van a pintar muchos artistas, cuando bajas del escenario ves a tu canción sola flotando en el aire. Como de costumbre, se me olvidó anunciar que toco el viernes 28 en el Café Galdós


Para continuar la tarde pedí un voluntario valiente que quisiera ser el segundo, y como Carlos Recio es “más intuitivo que sabio”, decidió ser ese valiente. Nos cantó su canción Hicimos bien, la hizo muy bien, y nos invitó a su concierto del 30 de Septiembre en Libertad 8. Es más, nos ha regalado tres entradas para sortear en los malochos que quedan hasta su concierto.


En tercer lugar salió un nuevo participante, Pau Sastre, que nos cantó una sola canción en inglés.


La tarde se iba animando con el funk de Pau, y continuó haciéndolo con la ingeniosa música del Kanka, que pasó a visitarnos para regalarnos una canción e invitarnos a su próximo concierto. La canción es Qué bello es vivir, “la historia de un hombre que se volvió buenrrollista”, y su concierto es el 23 de Septiembre en Galileo. Quedan ustedes convocados.


Diego Mattarucco, el siguiente participante, está revolucionando el mundo de la escena poética con su poesía aliterada, supuestamente cacofónica. Nos recicantó la poención Mentiras en tiras o preciso proceso mental en tal o cual ente que se miente, primero recitando de pie con su peculiar histrionismo (aclaro que le queda muy bien, porque la palabra es fea), y después cantando un poco sentado al piano, que toca con destreza.


A continuación salió Manu Clavijo, que comentó que lleva un año soltero y se está “planteando buscar”. Manu, así se está muy bien, no te líes, que te lían. Pero bueno, si hay alguien a quien amar, ese es Manu Clavijo. No apunté el título de su canción, me quedé escuchándole, ya que después de escuchar su disco con asiduidad soy fan de su estilo único.


Vino entonces la primera colaboración de la tarde. Hablaron, se llamaron, quedaron para ensayar, ensayaron, se ilusionaron con el resultado, y salieron a escena Alicia Ramos y Gabriel juntos y revueltos a cantarnos una canción. Entono el mea culpa por los problemas técnicos que sufrieron en su intervención, estuve toda la canción intentando ecualizarle, pero los canales estaban cambiados en la mesa y… Un lío, ni logré que sonaran bien ni pude escucharles. Lo siento mucho.


Marta Plumilla fue la siguiente en escena, la rubia parca en palabras y fértil en poesía. En su habitual introducción confesó que es Adicta a la decadencia, título de la canción que nos regaló esta semana. Plumilla nos sorprende cada semana con una nueva canción, supongo que todo lo que se calla lo canta, es el paradigma del cantautor, es decir, del poeta.

El siguiente participante fue el poeta Suso Sudón, que como su hermano mayor, olvidó decir que este sábado 15 de Septiembre estarárecitando en el Dog&roll rodeado de interesantes colaboraciones. No tenemos arreglo. Recitó tres poemas, de los cuales destaco el tercero, el cual escribió durante un concierto celebrado en una importante sala de Madrid. Pongo un extracto: “Estoy hasta el cuello de agua / en este abrevadero de artistas / en este hervidero de hembras / que chorrean Coca-cola Zero / con medio verso de mierda. // Estoy de espaldas al pianista manco / que interpreta una pieza primaveracida, / o canción del verano”. Así están las cosas, hermano.


A esta bronca de Suso le siguió la segunda colaboración de la tarde: Chica Metáfora con Fla Cantares, que recitaron y poema y cantaron una canción respectivamente. No sé si entendí bien lo que dijo Patricia (Chica Metáfora), porque me pareció oír, parafraseando a Plumilla, algo asó como “yo también soy adicta a la decadencia, por eso colaboro con Fla”. No sé, a ver si nos lo puede aclarar en comentarios. Por su parte, Fla  cantó muy bien, de las veces que le he visto en MAL8, la mejor. También le pido que, en comentarios, nos hable de la canción que cantó, porque creo que me perdía algo. Gracias.


Más nuevos participantes en este MAL8 (62), un dúo de veinte añitos cada uno llamado Mr Karma, los cuales actuaban por primera vez, dijeron “este es nuestro primer concierto”, lo cual me resulta tierno. Estos dos jóvenes de Logroño cantaron una sola canción para dejar espacio a los demás participante, y lo hicieron muy bien para ser su primera vez, supongo (sé) que las ganas de subir a un escenario hacen más que las tablas que puedas tener, y ellos han demostrado que tiene carisma y mucha energía para comenzar una apasionante carrera musical. Les deseo lo mejor.


Qué sorpresa nos dio Cristian Navarra. Siempre le hemos escuchado haciendo su rock argentino lleno de energía y fluida poesía urbana. Este pasado martes nos mostró su lado más trovador cantando una canción dedicada a la dictadura argentina de los años setenta. Con guitarra española, arpegiando, nos cantó un tema comprometido. Hoy sábado (día en que publicamos esta crónica) día 14 de Septiembre, podemos ver en directo a Cristian Navarra en el Café Galdós.


Y aquí viene la sorpresa de la noche, a pesar de que ya ha habido varias y de que queda alguna. Por fin se subió al escenario de Libertad 8 una persona que siempre hemos visto por allí como público y tertuliano, Raúl Márquez, ilustrado médico que además es cantautor, ¡y es bueno! Para nada parecía que fuera la primera vez que se sube a un escenario, porque cantaba confiado, tocando muy bien, con gran pulso, diciendo verdades, mirando al público a los ojos… En resume: ¡muy bien! Sus canciones se titulan No nos salen las cuentas y Descalzo. En ellas constata su pensamiento crítico, su adicción a la poesía y, quizá, sus influencias. Me dijo Carlos Recio “me recuerda a Vetusta Morla” y yo le contesté “Sí, es cierto”, y seguimos escuchándole alucinados por ver lo bien que lo estaba haciendo.


De nuevo nos trajo mariposas Néstor Raluy, cantautor suave y tierno que canta “para que cierres lo ojos”. Su canción de esta semana se llama Mariposa Azul. Hace mucho que no le veo anunciado en el programa de Libertad 8, y ya voy teniendo ganas de sentarme ahí y cerrar los ojos. Espero poder anunciar pronto una fecha.


Otro que pronto va a tocar es José Luis Bernal, el siguiente participante. Su próximo concierto es el día 22 de Septiembre en el Dog&roll, y LA ENTRADA ES LIBRE. En esta edición de MAL8 nos cantó La Princesa, otra canción-romance del repertorio de este auténtico trovador.
 
Me gustó infinito la siguiente nueva participante, Adela Ferrer, una bella que toca el piano con gran soltura y canta con voz rubia y grave. Cantó dos yemas, como corresponde a los nuevos participantes. La primera se titula Vals de primavera y la segunda Todo eso. Además de cantar y tocar bien, me gustaron mucho sus letras. Podremos verla en directo el 4 de Octubre en el Dog&roll. Yo voy fijo.


Pedro Pastor, el siguiente participante, se está consagrando rápidamente, su primer álbum es una maravilla, y a su alrededor se está creando un halo muy atractivo. Nos cantó, como hace habitualmente, una nueva canción, aunque en esta ocasión es una canción que se le estaba resistiendo. Bueno, pues creo que lo ha logrado. La canción incorpora acordes nuevos y deliciosos, y a mitad del tema cambia el ritmo hacia un ská moderado. Esta canción, de momento, tampoco tiene título.


Lo siguiente fue, sin duda, la mayor sorpresa de la tarde. Llevaban La Maremoto y Manu Clavijo ya mucho tiempo esperando a que asistiera Pablo Bermejo al MAL8 para darle una grata sorpresa. Con mucho cariño y buen gusto los dos primeros han hecho una versión del tercero, Pablo Bermejo, talentoso compositor y prometedor intérprete. La canción se llama Elegía sencilla, y es una preciosidad. Pablo estaba visiblemente emocionado y, al día siguiente me mandó la letra de esta canción que ha compuesto para agradecer el gesto a los bonitos Clavijo y Maremoto:

Hoy me estoy enamorando, aunque tenga ya pareja y
yo la quiera con locura, a mi edad y a estas alturas
yo me vuelvo a enamorar, abusando de ternura
yo me vuelvo a enamorar. Dos amores de una vez,
yo ya estoy más que colgado de mi Mar y mi Manuel.

Tantos martes esperando, tantos meses ensayando
al final dieron su fruto y aprendí que tres minutos
guardan una eternidad. Sólo ya de medio luto
yo me vuelvo a enamorar. Dos amores de una vez,
yo ya estoy más que quedado con mi Mar y mi Manuel.

Hay tantas cosas bonitas, la señora en la ventana
de la calle de la vuelta, mi canción tan bien envuelta
lista para regalar, que mis lágrimas se sueltan
y me vuelvo a enamorar. Dos amores de una vez,
yo ya estoy más que colado por mi Mar y mi Manuel.

Miércoles, sigo flotando, me empujasteis hacia el cielo y
me colgasteis de una nube, me encontré con un querube
que empezaba a disparar y sus flechas suben, suben…
y me vuelvo a enamorar. Dos amores de una vez,
tengo ya siempre a mi lado a mi Mar y mi Manuel.


Esta la carita de Pablo Bermejo mientras escuchaba su canción interpretada por La Maremoto y Manu Clavijo

Claro, por alusiones le tocó salir a Pablo Bermejo el siguiente, que tuvo que cantar conmovido por lo acontecido, lo cual lo hizo todo muy emocionante. Bermejo quiso introducir su canción con un texto que, amablemente, leyó Marta Plumilla, experta en introducciones de canciones (y en canciones). Muy bonito este momento.


Y la última sorpresa de la tarde fue la vuelta al escenario de Libertad 8, después de un tiempo de separación, de Los tres en ralla, Álvaro Laguna, Petete y Dani Fernán, que tocaron uno de sus hits para anunciarnos que harán un concierto el próximo martes 18 de Septiembre en Libertad 8 después del MAL8 (63), donde os espero la próxima semana para seguir viviendo esta intensa experiencias que hay que digerir poco a poco durante toda la semana hasta llegar con hambre a la próxima cita. Gracias a Plumilla por las fotos y todos vosotros por leer, comentar y sentir esta crónica hecha con gran cariño.


Andrés Sudón

sábado, 8 de septiembre de 2012

Crónica de Micro Abierto Libertad 8 (61). 04/09/12



Veinte, fuimos veinte los valientes y afortunados que participamos en la edición nº 61 de MAL8 (Micro Abierto Libertad 8), en una tarde en la que, como es habitual, pasaron cosas extraordinarias. Como estamos comenzando el curso, y tenemos ganas de muchas cosas, lo estamos viviendo muy intensamente cada martes, además estamos ilusionados con los monográficos que estamos preparando para el MAL8 (68) y el MAL8 (69), pincha en ellos y verás. También vamos a empezar a recomendar conciertos, cursos, a proponer hacer talleres, excursiones de trabajo, tertulias… Muchas cosas que se pueden hacer y nunca hacemos, como pasaba con el MAL8. Para hoy sábado, sin ir más lejos, recomendamos el concierto de Antonio de Pinto en el Dog&roll, un lugar que está empezando a hacer concierto acústicos muy interesantes, que se consagra esta noche con este concierto, pincha aquí.

Pero vamos a los nuestro y contemos lo sucedido el pasado martes 4 de Septiembre en el MAL8 (61). El primer participante fue Cristian Navarra, nuevo malocho que promete mucho. Nos contó una canción titulada Irene y sus hermanas, en la que cuenta la historia de cada una. Gran calidad y energía la de Cristian Navarra.


El segundo participante fue el poderoso (en el sentido mágico) Enrique Cardoza, que nos cantó Nómadas de la conciencia aderezado de sus inseparables gafas de sol, detrás de las cuales canta muy fino.


Empezamos muy bien y seguimos así, el tercero de la tarde fue Manu Clavijo, que sigue trabajando en adaptaciones de canciones que le gustan al castellano (y a su propia experiencia vital). En esta ocasión trajo una adaptación de un tema de Phil Collins, que él ha titulado Lo que ella está pidiendo. Gran trabajo. Vídeo de la actuación de Manu Clavijo.


Una de las cosas especiales que sucedieron en el MAL8 (61) fue la visita de dos grandes de la canción de autor que vinieron a invitarnos a algo. Hablamos de Pedro Herrero y Sergio Sleiman, ex componentes de Cantad, cantad, malditos. Primero nos invitaron al Primer Festival de canción, celebrado entre los días 11 y 16 de Septiembre en el Campo de Cebada de 18.00 a 23.00 h., después nos deleitaron cada uno con una canción.


Pedro Herrero nos cantó La canción más aburrida del mundo, un tema muy gracioso, como gran parte de su obra, en la que mostró sus dotes escénicas interactuando con en público en mitad de la canción, haciendo jocosos comentarios improvisados. Yo recuerdo haber llorado de risa en espectáculos de Pedro, pero hay que destacar su voz, la cual maneja con maestría, al igual que su ingenio.
 
Después Sergio Sleiman salió al escenario y nos puso a todos los pelos de punta con una preciosísima canción titulada Palabras mágicas, un texto de Eduardo Galeano musicado por Sleiman y preciosamente tocado y cantado. Qué bonito, por Dios.

En el aire estaba la emoción de la canción de Sergio cuando salió al escenario el siguiente participante, Dani Fernán, que sacó una canción del baúl de las canciones que se cantan poco, A tu nombre, un tema rapeado con destreza que tocó porque esa noche tocaba Pedro Pastor y se la quería dedicar. Según Dani es una canción que “cualquier hombre podría escribir a cualquier mujer”, pero yo creo que hay que ser Dani Fernán para escribir y cantar así. Vídeo de la actuación de Dani Fernán.


Lo que sucedió a continuación fue el momento más… ¿espectacular, innovador, vanguardista, curioso, raro…? De la tarde. Nos visitó un poeta llamado Francisco Javier García García. Al presentarle, enchufó su cámara y grabó su propia intervención. Os dejo con el vídeo para que saquéis vuestras propias conclusiones, VEDLO, por favor:




Muy bonitos los siguientes participantes, Manolo Copé y su mujer Carmen. Vinieron desde la Comunidad Valenciana para mostrarnos un trocito de su obra y para hablarnos de los proyectos que desarrollan ahí. Manolo dijo que llevaba treinta y ocho años esperando para tocar en Libertad 8, fue bonito ser testigos de ese momento. Con mucha alegría y cariño, y no poco talento, nos cantaron dos canciones, la primera titulada Tierra sagrada, dedicada a enfermos del VIH con los que trabajan en su localidad; la segunda se llama Predigitales, una rumba catalana dedicada a la avalancha digital que ya nos ha comido. Muy bonitas estas personas, esperamos que vuelva en otras ocasiones.


De nuevo nos visitó el cubano Orlis Pineda, que, en esta ocasión, nos trajo una canción titulada Sueños, y nos invitó a soñar más y mejor. Vídeo de la actuación de Orlis Pineda.


Con una brevísima presentación, algo así como “toc, toc, ¿quién es?”, comenzó Marta Plumilla su intervención, es decir, su canción Vuelves, dedicada a la tristeza, una canción muy seria y muy bonita y, por cierto, muy bien tocada. Aprovecho para agradecer a Plumilla que siempre nos mande las fotos de los malochos participantes, es un trabajo al que hay que dedicar tiempo y ganas, y no falta una semana sin sus fotos. ¡Gracias! Vídeo de la actuación de Marta Plumilla.

Ella misma me presentó a mí, Andrés Sudón, ya que no me gusta mucho presentarme a mí mismo y le pedí ese favor. Canté una canción que hice hace diez añitos titulada Quiero un beso, que ahora he remodelado, reformado, recompuesto, y estoy muy contento con el resultado, será una de las canciones importantes del disco que estoy grabando. Como siempre, un placer u un subidón participar en el MAL8.
 
La siguiente participante, Lucía Díaz, nueva participante, vino acompañada por un flautista que le tocó en sus dos canciones, una a tocada con guitarra y otra con piano. Antes de cada canción recitó un poema. En la segunda dice “a veces vivo noches de magia y de música azul”, quizá como esta que estábamos viviendo.


Y hablando de magia y música azul, la siguiente participante fue la azul Travis. Hace varios malochos, Alicia Ramos trajo una canción dedicada a Travis, A la deriva. Este pasado martes Travis correspondió a Alicia haciéndole también una canción, titulada Reina de las maravillas. Muy emocionante. Vídeo a de la actuación de Travis.


Y claro, por alusiones, salió a escena Alicia Ramos bastante conmovida y emocionada, para cantarnos una canción que compuso “antes de que naciera Travis”, Perros y rallas, una preciosa canción que, a pesar de la emoción del momento, hizo con fuerza y solidez. Vídeo de la actuación de Alicia Ramos.

El siguiente fue un poeta, Eusebio Priego, que nos recitó tres poemas, uno de “calidez y amores de verano”, otro titulado La indomable y un último poema de “amor y odio”.


A continuación salió a escena el canario Néstor Raluy, que nos cantó una entretenida y tierna canción dedicada a los pelos de su cabeza, En retirada.


La siguiente fue la preciosa y talentosa Sara Veneros, que nos cantó una nueva canción de ritmo gipsy titulada Ya no sé, con la que nos animó a todos a “no agarrarnos al dolor” y a ser felices. Vídeo de la actuación de Sara Veneros.

El penúltimo participante, Caleorrosa, nos cantó La penúltima, una canción cruda y sincera en castellano (suele cantar en inglés) que nos gustó mucho a mí y a los que estaban a mi alrededor.

El último, antes del postre, fue José Luis Bernal, que nos cantó un poema de César Vallejo musicado por él, Los heraldos negros. Muy interesante el trabajo de este trovador que, por cierto, toca el 22 de Septiembre en el Dog&roll.


Y el postre fue algo fresco y dulce, Pedro Pastor, que aquella noche presentó su primer trabajo discográfico en Libertad 8, “Aunque esté mal contarlo”, un disco muy bien hecho del que estoy disfrutando mientras escribo esta crónica, pues desde que lo puse en mi reproductor, no lo he quitado. Tanto su intervención en el MALO (61) como su concierto fueron excelentes. Grande Pedro Pastor.


Y así terminamos esta edición nº 61 de MAL8. Gracias a todos los que leéis esta crónica, que sois muchos, y a los que venís a participar y a escuchar al MAL8. Es un placer ver cómo algo funciona tan bien y da tantas alegrías a las personas. Seguimos adelante.

Andrés Sudón